Nuevo scooter de rueda alta Hanway Flash

Hanway, la marca líder en el segmento de las motos “vintage”, participa también ahora en la competitiva categoría de los scooters urbanos de “rueda alta” con este Flash 125, un modelo que va a revoluciona por su diseño actual y elegante, alto nivel de equipamiento y un precio de lo más atractivo, 1.845 €, que incluye además seguro por un año.

La reñida categoría de los scooters urbanos de “rueda alta” cuenta a partir de octubre con un nuevo modelo muy a tener en cuenta: el Flash 125 de Hanway. Se trata de un atractivo scooter que emplea la característica rueda delantera de 16 pulgadas para conseguir una superior estabilidad y seguridad en su conducción con respecto a otros modelos de scooters, mientras que en el tren posterior recurre a una rueda de 14 pulgadas con la que reduce la altura de su asiento a unos asequibles 790 mm para cualquier talla de usuario.

Para su propulsor emplea una nueva, sencilla y robusta mecánica de 9,6 CV de potencia con refrigeración por aire forzado, culata de dos válvulas y sistema de inyección responsable de proporcionar unas brillantes aceleraciones en los desplazamientos urbanos con un reducido consumo y bajas emisiones (homologación Euro 4).

Respecto a los frenos, el nuevo Hanway Flash 125 dispone de sendos discos de gran diámetro en ambas ruedas (240 y 220 mm) con funcionamiento combinado CBS a través de la maneta izquierda que simplificará la conducción con un solo mando de freno a los usuarios noveles que se estrenen en la convalidación con el carnet de coche.

Su atractivo y elegante diseño se complementa con un nivel de equipamiento que le posiciona como modelo “Premium” en la categoría de los scooters de “rueda alta”. Como detalles más destacables resaltar su plataforma plana para apoyar los pies, doble dotación de caballetes central y lateral (este último con desconexión de seguridad del motor cuando está desplegado), cerradura de contacto con obturador de seguridad, guantera abierta tras el escudo frontal, gancho para colgar bolsas/bolso, hueco para el casco bajo el asiento, amortiguadores hidráulicos traseros regulables en precarga de muelle y un completísimo cuadro de instrumentos que combina un reloj velocímetro analógico con una pantalla digital LCD retroiluminada en naranja (con nivel gráfico de combustible, parcial/total y reloj horario) además de cuatro testigos luminosos y botones de control. Todo ello se completa con un baúl trasero de serie.

La tecnología de alumbrado LED también está presente en el nuevo Hanway Flash 125 empleando matrices de diodos en el piloto trasero y luz de freno así como en sus cuatro intermitentes.

Nos sigues?